Últimas notas

MÉXICO CRISTERO

Los turbulentos veinte: la guerra civil que ha asolado al país desde la caída de Porfirio Díaz parece llegar a su fin cuando el grupo sonorense, encabezado por Álvaro Obregón, accede, entre la intriga y la pasión, al poder en 1920, relatado en México cristero por Alejandro Basáñez Loyola (México sublevado), escritor de 51 años (Ediciones B, 530 páginas).

Pero México aún está lejos de encontrar la paz, pues ahora comienzan las luchas entre los diferentes grupos militares triunfantes de la Revolución, quienes convertirán su ambición de poder en un baño de sangre.

En medio de traiciones, conjuras y pronunciamientos, los caudillos se irán matando entre ellos hasta no quedar más líder que el Jefe Máximo, Plutarco Elías Calles, quien desata una ola de intolerancia hacia la Iglesia católica. Al grito de “¡Viva Cristo Rey” se lanzarán cientos de miles de fieles en una cruzada suicida contra el gobierno.

En México Cristero se vive el cambio vertiginoso de un país devastado, al caer todas sus instituciones políticas, económicas y militares, con el desplome del Porfiriato y el carrancismo , para buscar entre los nuevos revolucionarios en pugna, las bases del México democrático del siglo XX.

Las pasiones religiosas se desbordan al sentirse agredida la comunidad católica de México por la intransigencia de Calles, al orillar a la Iglesia mexicana al polémico cierre del culto, con lo que se desata una guerra fratricida donde mueren justos y pecadores al grito de ¡Viva Cristo Rey!

Seremos testigos de los gobiernos de Obregón y de Calles y sus problemas con el movimiento cristero; la polémica reelección del Manco de Celaya y su asesinato en el restaurante La Bombilla, a manos de José de León Toral. En los vibrantes capítulos de la novela, veremos a los hijos de Arturo Murrieta involucrarse con la más alta esfera del poder en medio de los conflictos religiosos y políticos.

Los pionero culturales, como Diego Rivera, Frida Kahlo, Tina Modotti, Edward Weston y Antonieta Rivas Mercado, entre otros, interactuarán con las esposas de los Talamantes, generando pasiones y discordias entre los artistas.

México cristero aborda la Cristiada de manera neutral y sin afectaciones religiosas. Durante el desarrollo de la historia se muestran los hechos sangrientos y heroicos, contados desde una perspectiva novelística, pero tal y como están documentados, sin tratar de defender o culpar a nadie con la miopía de la religión o el fanatismo.

Por Roberto Rondero / Rondero’s Medios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: