Con “La viuda negra”, homenaje póstumo a Isela Vega por Canal 22

Este domingo a las 22:00 horas por la telera nuestra y pública de Canal 22 se transmitirá la película LA VIUDA NEGRA (1977) de Arturo Ripstein, protagonizada por ISELA VEGA (1939-2021), cuya trama es un retrato de la cotidianeidad asfixiante de un pequeño pueblo, donde la intriga y los secretos dotan de vitalidad a sus habitantes.  

Basada en la obra de Rafael Solana, Debería haber obispas, la película narra la historia de Matea Gutiérrez (Isela Vega), una mujer huérfana que llega a trabajar como ama de llaves en la iglesia de un pequeño poblado, en donde todos los habitantes se conocen. El médico local comienza a sentirse atraído por la protagonista, sin embargo, ella se niega a iniciar un romance con el doctor. Al ser rechazado, este inventa que ella y el cura Feliciano (Mario Almada) mantienen relaciones sexuales. Ante tal situación, los lugareños piden al sacerdote que corra a la joven de la parroquia. Cuando el padre se niega a hacer lo que le piden, él y la protagonista se encierran en el recinto, y es ahí cuando surge una relación apasionada entre los dos.  

Cabe señalar, que el filme fue considerado en su momento violento y poco apto para el público debido a su contenido sexual, lo que provocó que fuera estrenado seis años después de su realización.  

LA VIUDA NEGRA obtuvo siete nominaciones a los Premios Ariel en 1984, incluidos Mejor Película, Mejor Director y Mejor Guion Cinematográfico, pero fue ISELA VEGA quien se alzó con la estatuilla del Ariel de Plata por Mejor Actuación Femenina.  

TV&SHOW/ Rondero´s Medios

Liza Minelli y sus intensos 75 años

NUEVA YORK.LIZA MINELLI celebrará este día sus 75 años de vida de manera virtual, pero a las ocho de la noche (hora de Nueva York) la plataforma Estelar se iluminará para un gran espectáculo en su honor concebido por el productor Daniel Nardicio, con dinero donado a la caridad. Entre los grandes que han garantizado su participación y que representan las tres carreras de la diva (música, teatro, cine), serán: Joel Grey, Lily Tomlin, Catherine Zeta-Jones, Chita Rivera, Joan Collins, Harry Connick Jr, Ute Lemper, Billy Stritch, Sandra Bernhard, Mario Cantone, Tony Hale, Coco Perú, John Cameron Mitchell, Andrea Martin, Seth Sikes y Neil Meron.

“Estoy emocionado de poder hacer esto por Liza y sus amigos y fans -anunció el productor Daniel Nardicio-. Es una noche para decir todos juntos en total seguridad y cumplimiento de las reglas: todos amamos a Liza”.

Renacida de sus cenizas al menos tres veces en su vida, protagonista y testigo de edades muy diferentes del espectáculo americano, LIZA MINELLI nació en Los Ángeles, en 1946, hija de una diva de medio corazón como Judy Garland y una de los mejores directores de su época, Vincent Minnelli.

La pequeña Liza tuvo que fortalecerse desde una edad temprana para hacer frente al distanciamiento de su padre y los vaivenes emocionales de su madre, presa del alcohol y las drogas que a menudo la hacían incapaz de cuidar de sus tres hijos, dos de ellos los medio hermanos de Liza.

A los 16 años, su madre la empujó al escenario de Broadway, consiguiendo un papel en el musical Best Foot Forever (1963) y al año siguiente hizo duetos con Judy Garland en Londres en un concierto que permanecería en los anales. En Europa conoce al cantautor australiano Peter Allen, quien será el primero de sus cuatro maridos.

De su madre heredó el carácter tenaz y sulfuroso, de su padre la elegancia innata, el sabor de la belleza y el amor por el cine. Cuando Liza sea una estrella, se encontrarán en Roma en el set de Nina (1976), el homenaje de Minnelli a esa Italia de la que la familia es originaria de Palermo y a un cine felliniano que añade imaginación y sueño.

Si Liza Minnelli se impone en la sala de grabación y en el escenario muy pronto, en ambos casos a principios de la década de 1960, el cine realmente le da la bienvenida sólo en 1969 con Pookie de Alan J. Pakula, que le valdrá su primera nominación al Oscar.

Su filmografía es más que selectiva – sólo 15 títulos – y en su mayoría no memorable, mientras que el camino entre el teatro y la música está salpicado de premios: seis Emmy-Grammy. Pero sólo se necesitan dos películas para entrar en la leyenda de Hollywood: gracias a Bob Fosse (que luego lo tendrá en el teatro para Chicago) ganó el Óscar a la Mejor Actriz de 1973 con Cabaret, cuyas canciones siguen siendo muy populares incluso hoy en día.

Cinco años más tarde, en 1977, fue Martin Scorsese quien la llamó junto a Robert De Niro en Nueva York, Nueva York. Será un triunfo para los dos: la canción guía, dedicada a Manhattan y escrita por John Kander para la película, sigue siendo un símbolo inoxidable de la Gran Manzana y la portada grabada por Frank Sinatra en 1980 sólo ha revivido su mito.

En estas dos películas Liza Minnelli propone una carga vital, una espontaneidad contagiosa hecha de fragilidad y orgullo que se mueve desde la primera toma y que atrae a personajes destinados a convertirse en iconos. Esta eterna niña que ha pasado por una carrera siempre y cuando su vida entre momentos emocionantes y profundidades desesperadas sea intrépida, bajando los mismos pasos que su madre entre múltiples adicciones y asistencia psicológica, para regresar cada vez más fuerte.

La última vez que se dejó ver Minelli en Italia fue en el Festival de Verano de Lucca en 2014, mientras que en televisión apareció hace un año en la popular serie The Great British Sewing Bee. Pero en la imaginación de todos sigue siendo la ingenua Francine, la que se deja seducir por el genio del saxofonista Jimmy Doyle y que como crisálida se convertirá en una mariposa que sólo se aleja de él para convertirse en diva y cantante en las notas de ese tema de Nueva York, Nueva York que Jimmy había compuesto para ella mucho antes.

Liza Minnelli, a sus 75 años, es una mujer de hoy, pero su carisma e icono pertenecen a otro momento, el de ese Hollywood que nunca volverá.

CON INFORMACIÓN DE ANSA

TV&SHOW/ Rondero’s Medios

Wuhan, la ciudad en la que nace el coronavirus, inspiración fílmica

WUHAN, China.– La realidad siempre supera a la ficción, máxime en la pandemia, el cine no es la excepción. ¿Cuál será el mejor documental del año? Se perfila IN THE SAME BREATH, de la cineasta Nanfu Wang, quien comenzó a conocer más sobre el virus que apareció en Wuhan en diciembre de 2019 y por tal razón contrató a varios camarógrafos para que documentaran todo lo que veían en los hospitales.

Sin embargo, según Nanfu Wang, los trabajadores de la salud fueron capacitados para que no revelaran información sobre el tema.

La cineasta aumentó su interés tras ver unas imágenes de un hombre que aseguró que se había infectado un mes antes de que las autoridades chinas reconocieran la existencia de este virus.

Otras imágenes que capturó la cineasta son de adultos mayores siendo rechazados en los hospitales ante la saturación de la capacidad. “No podemos mantenerla en su ambulancia para siempre”dijo uno de los pacientes.

Nanfu Wang se basó en los testimonios de varias personas que aseguraban vieron morir a sus familiares y no pudieron abrazarlos.

Wuhan, la ciudad china de 11 millones de personas que se volvió mundialmente conocida por ser donde la pandemia comenzó.

El 1 de enero de 2020, tras las celebraciones del año nuevo en China, una noticia pasó inadvertida. Ocho doctores fueron “castigados por esparcir rumores sobre una neumonía falsa”.

La realizadora de este controversial documental tomó esta noticia como base para explorar la manera en cómo el gobierno encubrió la letal propagación del virus y cómo, más tarde, Estados Unidos cometió errores similares, derivando en una ola de muertes. Una de las acusaciones más fuertes (y convincentes) del documental es que las cifras del gobierno chino fueron una mentira; la cantidad real de víctimas es diez veces más grande que las reportadas por autoridades. Y claro, esto es acompañado por datos y testimonios concisos.

CON INFORMACIÓN DE ANSA

TV&SHOW/ Rondero’s Medios

80 años de la cantautora Joan Báez, activista e inspiradora

LOS ÁNGELES.- Este sábado la cantautora y activista JOAN BÁEZ celebrará 80 años de una vida, que comprende desde la música hasta la pintura. La reina de la canción popular y de protesta será la protagonista virtual de una recepción en honor a la exposición “Mischief Makers 2”, en una galería de un valle de molino en California.

Baladas populares y espíritu popular, derechos civiles y condenas por todas las formas de discriminación, comprende buena parte de la vida y trayectoria en más de medio siglo de música y militancia de JOAN BÁEZ, una de las fundadoras de la sección estadounidense de Amnistía Internacional. BÁEZ se convirtió no sólo en la voz femenina más famosa y comprometida de los años 60, sino también en el símbolo de un momento histórico.

Fue la primera en grabar canciones de Bob Dylan, a quien había tomado bajo su protección y con quien tuvo una relación romántica problemática. BÁEZ prestó su voz a canciones icónicas que acompañaron las protestas contra el racismo y la guerra de Vietnam. Más recientemente apoyó las protestas contra la invasión de Irak, subió al escenario con Nelson Mandela en el Hyde Park de Londres mientras el mundo celebraba su 90 cumpleaños.

Hace dos años apareció con su último álbum, Whistle Down the Wind y una gira internacional titulada Fare thee Well. La última gira “formal”, con una parada en Roma en agosto de 2018, había dejado abierta la posibilidad de apariciones ocasionales y, de hecho, en medio de una pandemia, Joan había dedicado a Italia su versión de Un Mondo d’Amore de Gianni Morandi identificando en el país golpeado por la furia de Covid “una fuente de inspiración para todo el mundo”.

CON INFORMACIÓN DE ANSA

TV&SHOW/ Rondero’s Medios

La cantante Bárbara Faz estrena video de nuevo tema: “Lentamente”

“La música pop es más que una moda”, dice convencida la cantante BÁRBARA FAZ, a la par de estrenar el video de su nuevo tema Lentamente, quien entre sus planes desea grabar una canción a dúo con Cristian Castro.

BÁRBARA FAZ está convencida de que la música pop es más que una moda, de ahí que sea el género que interpreta y defiende. Hace unos días, la cantante nacida en Caborca, Sonora presentó su nuevo tema titulado Lentamente cuyo video fue grabado en Los Ángeles, California.

En conferencia de prensa virtual, Bárbara dijo estar muy satisfecha de lo que ha logrado este año, aún cuando el mundo vive momentos difíciles. Su anterior canción, No volveré, registró un importante número de descargas en las plataformas digitales de música. Y algo similar sucedió con el video de la misma.

Lentamente es un tema sensual y pegajoso, cuyo video fue grabado hace un par de semanas en dos locaciones de Los Ángeles, California bajo la dirección de Samuel Caldera.

Bárbara Faz afirma que su nueva canción Lentamente le permitirá llegar aún más lejos en su carrera, incluso porque quiere sonar pronto en la radio a nivel nacional.

El resultado del video de Lentamente, cuya coreografía estuvo a cargo de Fernando Ruiz, sorprenderá a sus seguidores pues luego de varias semanas de trabajo, logró imágenes con mucha fuerza y llenas de ritmo, gracias a que se realizó en dos locaciones: el famoso Popsicle Studio (donde incluso se han filmado varias películas) y un cuarto de agua para las escenas donde ella parece en medio de una lluvia.

Lentamente proyectará a Bárbara Faz con un imagen más sensual. “Se trata de un tema muy sensual, súper movido con una mezcla de música disco y pop que la vuelven muy pegajosa. Será un reflejo de la evolución que he tenido como mujer y artista”.

Bárbara Faz quiere cerrar el año con broche de oro, pues aún cuando la pandemia afectó a todos, le gustaría ofrecer un concierto virtual acompañado de sus músicos. La idea es interpretar no sólo sus canciones, sino también éxitos de otros artistas con su propio estilo.

Finalmente, declara que uno de sus grandes sueños profesionales es grabar un tema con Cristian Castro, con quien ya ha compartido el escenario pues alguna vez le abrió un concierto en Mexicali, Baja California.

TV&SHOW/ Rondero’s Medios

Yoko Ono, proactiva en la pandemia, crea dos estandartes para el MoMA

NUEVA YORK.- YOKO ONO, viuda de JOHN LENNON, sigue activa a los 87 años y creó dos grandes estandartes para el Metropolitan Museum de Nueva York -los primeros firmados por una artista en la historia de la institución- que desde hoy están instalados sobre la fachada principal de la Quinta Avenida.

La obra, llamada Dream Together (2020), ofrece a Nueva York y al mundo un mensaje de esperanza y unidad.

Creados por Yoko Ono en respuesta a la crisis del Covid-19, los estandartes están compuestos con letras negras sobre fondo blanco, y las palabras “dream” y “togheter”.

Soñar juntos es el mensaje enviado a transeúntes y visitantes desde donde usualmente, antes de la pandemia, gigantescas imágenes invitaban a visitar las principales muestras temporarias albergadas por el Met.

La propia Yoko, que este año celebra los 50 años del álbum John Lennon/Plastic Ono Band, explicó el significado de su creación, que se suma a las mascarillas de artista anti Covid A Piece of the Sky, diseñadas para el MoMA, el museo de arte moderno.

“Cuando soñamos juntos, creamos una nueva realidad. El mundo sufrió terriblemente, pero estamos juntos, incluso si a veces es difícil verlo, y la única vía de salida de la crisis será juntos. Cada uno de nosotros tiene el poder de cambiar el mundo”, afirmó.

La obra de Yoko dialogará hasta el 13 de septiembre con las cariátides de bronce The NewOnes, will free Us (2019), cuatro monumentales esculturas de la artista keniana-estadounidense Wangechi Mutu ubicadas desde hace un año en los nichos de la fachada Beaux Arts del museo, que recientemente compró dos para sus colecciones permanentes.

Para el presidente del Met, Daniel Weiss, la instalación es “un símbolo de la vida que está volviendo a Nueva York”. Después de haber recibido luz verde del gobernador Andrew Cuomo lla semana pasada, el museo reabrirá al público el 29 de agosto, con horario y accesos drásticamente reducidos.

Max Hollein, su director, definió la obra de Yoko como un “urgente, poético mensaje de unidad, positividad y aspiraciones”.

“Mientras el mundo comienza a salir lentamente de este tiempo de angustia, incertidumbre, aislamiento, Dream Together nos invita a honrar los desafíos, los sufrimientos y las pérdidas inspirando esperanza y reconociendo conexiones”, dijo Hollein observando que “durante 150 años el Met fue el lugar donde entrar en comunión con nuestra cultura local y con las culturas del mundo. Esperemos que esta obra conmovedora y optimista mande una señal de resiliencia y unidad para todos”.

CON INFORMACIÓN DE ANSA   

TV&SHOW/ Rondero’s Medios