Angelina Jolie se puede sumar a Marvel

HOLLYWOOD.- La popular actriz Angelina Jolie está en negociaciones para protagonizar “The Eternals”, una de las películas de la próxima fase del denominado Universo Cinematográfico de Marvel, franquicia multimillonaria que llegará a la marca de 22 películas en 11 años con el estreno el mes que viene de “Avengers: Endgame”.

Según informaron medios especializados estadounidenses, si bien la compañía propiedad de The Walt Disney Company aún mantiene silencio acerca de la fecha tentativa de estreno o detalles del argumento de la película, sí trascendió que el proyecto será liderado por la directora de origen chino Chloé Zhao (“The Rider”) y que el guión estará a cargo de Matthew y Ryan Firpo.

“The Eternals” o “Los eternos” es un cómic de la editorial Marvel creado en la década del ’70 por Jack Kirby, el mismo responsable de, entre otros icónicos personajes, Spider-Man.

La trama relataba la historia de una raza de seres inmortales superpoderosos creados por los seres cósmicos Los Celestiales.

De concretarse el proyecto, sería la primera participación de Jolie en el reino de los superhéroes que domina la taquilla desde hace años

INFORMACIÓN ANSA

TV&SHOW RONDERO’S MEDIOS

Aquí hay otras noticias que te pueden interesar:

In memoriam del Batman clásico: Adam West, el primero que aleteó en la tv

Dos estrenos hoy: The X-Files y 9-1-1-, por la telera de FOX

Decepciona en taquilla el primer fin de semana de “La liga de la justicia”

‘El nuevo Papa’ filmada en la Plaza de San Pedro cautivo a los visitantes

CIUDAD DEL VATICANO.– Gran sorpresa entre los visitantes a la Plaza de San Pedro esta mañana, debido a la presencia de un falso Papa en un ‘popemóvil’ negro, rodeado de agentes de seguridad y celebrado al comienzo de Via della Conciliazione por cientos de fieles banderas amarillas ondeantes.

papa.jpgPero fue el rodaje de la nueva serie de televisión de Paolo Sorrentino, “El nuevo Papa”, después del anterior y muy exitoso “El joven Papa”. Para hacerse pasar por el Pontífice, en este caso, está el actor estadounidense John Malkovich, con una barba blanca, una expresión seria y de sotana, y una gorra blanca ordenada.

Todavía hay mucha reserva en la trama de “El nuevo Papa”, la segunda temporada de la serie concebida y dirigida por el premio Oscar Sorrentino. Malkovich, protagonista de la nueva serie, viste el hábito pontificio después de Jude Law, quien interpretó a “El joven Papa” en la primera temporada.

INFORMACIÓN ANSA

TV&SHOW RONDERO’S MEDIOS

Aquí hay otras noticias que te pueden interesar:

Teatro en tv por Canal 22: Felipe Ángeles

Bocelli ofrecerá concierto sin público en el Duomo de Milán, vía streaming

Andrea Bocelli estrena “Si Forever: The Diamond Edition”, con exclusivos duetos

GLENN CLOSE VA QUE VUELA RUMBO AL OSCAR POR “THE WIFE”

HOLLYWOOD.-La actriz GLENN CLOSE, nominada en seis ocasiones a los Oscar, parte como una de las favoritas a la estatuilla dorada por su papel en THE WIFE, un drama que, en su opinión, “encaja de lleno en el movimiento “Me Too”.

Luego de 40 años de matrimonio, Joan y el escritor Joe Castleman (Close y Jonathan Pryce) aparentan ser el complemento perfecto el uno para el otro, pero una llamada informando a la pareja de que el hombre ha ganado el premio Nobel de Literatura es el detonante de una crisis por algo que viene afectando a la mujer desde hace tiempo.

“Recuerdo que el guion me llegó hace cuatro años a través de mi agente”, explicó la venerada intérprete estadounidense en un encuentro con un grupo reducido de medios. .

“Lo leí muy rápido y supe de inmediato que quería hacerlo. Fue algo instintivo para mí, aunque me adentraba en territorio nuevo. No tuve dudas al decir que sí, pero el personaje me suscitaba muchas preguntas”, agregó.

En la trama se desvelan los sacrificios que tuvo que hacer la mujer, una aspirante a escritora, para sacar adelante la relación -que termina siendo realmente tóxica- y las decisiones que afectaron de forma profunda a la relación de la pareja con su propio hijo.

“Me intrigaba, por ejemplo, ¿por qué nunca lo dejó? Trabajé mucho con el director para conocer realmente la personalidad del personaje y saber a fondo qué les había ocurrido. Es una relación que evoluciona. Al principio, en su juventud, están locamente enamorados”, detalló la actriz.

“Y eso -continuó- le lleva a ella a aceptar situaciones que no son de su agrado. Pero creo que todos los que hemos estado casados conocemos de sobra los sacrificios que se hacen por la persona a la que quieres”.

La cinta dirigida por el sueco Björn Runge cuenta con un guion de Jane Anderson basado en la novela de Meg Wolitzer.

En el filme, Joe es considerado uno de los grandes novelistas estadounidenses actuales, mientras que su esposa deposita todo su intelecto, encanto y diplomacia en asegurarse de que todo lo que rodea a su marido funcione a la perfección.

La película, que se desarrolla en 1993, viaja al pasado para explicar la relación desde sus comienzos, a finales de la década de 1950 (los papeles los encarnan ahí Harry Lloyd y Annie Starke, hija de Close en la vida real), y cómo se sientan las bases de una relación con muchos secretos de alcoba.

GLENN.jpg

Y esos tabúes amenazan con salir a la luz ante la insistencia de un periodista (Christian Slatar) que planea escribir la biografía definitiva sobre Castleman, una situación que permite a Close dar un recital interpretativo simplemente con su mirada.

“Expresar todo sin palabras… Eso es a lo que nos dedicamos. Es usar nuestra imaginación, colocarte en ese contexto y tratar de extraer una reacción real. Björn ha sabido captar esos instantes a la perfección. No se le ha escapado nada”, dijo Close.

Sin entrar en detalles en el argumento, el equipo de la cinta asegura que ha sido “una coincidencia mágica” el hecho de que la película, tras haber estado a punto de ser estrenada el año pasado, llegue a la cartelera el 17 de agosto, con el fenómeno “Me Too” en plena efervescencia.

“La cinta encaja de lleno en el movimiento”, afirmó Close.

“Las estrellas se han alineado con nosotros, ha sido algo realmente misterioso”, apuntó Starke. “Es una película realmente apropiada para esta época. Creo que ambos sexos se van a beneficiar del mensaje”, añadió.

Se trata de un proyecto en el que se ha venido trabajando durante 14 años porque ningún estudio quiso apostar por una protagonista femenina, según comentó Jane Anderson, guionista de la cinta.

“La película la terminamos de rodar hace 18 meses, cuando el movimiento ‘Me Too’ no había germinado. Supongo que las cosas suceden cuando tienen que suceder. Ahora mismo esta historia está resonando en todas partes”, manifestó.

MV5BNzA2Yzk4YjItZmU5OS00ZjFjLTlkNTEtMzJjZDVlOGY0OWRlXkEyXkFqcGdeQXVyMjM4NTM5NDY@._V1_SY1000_SX675_AL_.jpg

CON INFORMACIÓN DE ANSA

TV&SHOW / RONDERO’S MEDIOS

Y mañana será otro día… mejor, ¿para Televisa?

Un respiro y bocanada de aire fresco está resultando inesperadamente la producción de Carlos Moreno en la barra vespertina de Las Estrellas. Y es que Y mañana será otro día… mejor, fuera del prime time nocturno, está demostrando uno de los caminos promisorios para los dramáticos de Televisa como hace mucho no se veía al extraviarse en el mal gusto, abaratamiento, agotamiento creativo y en la resistencia a la verdadera renovación.

¡Hay historia!

Luego del infame remake de una de sus historias en TV Azteca (La hija pródiga), ahora sí observamos una versión digna para José Ignacio “Chascas” Valenzuela (La casa de alado), el autor del original chileno de nombre Cuenta conmigo (2009). Destaquemos el trabajo de Martha Carrillo y Cristina García con la co-adaptación de Edwin Valencia, porque no sólo es fresco sino, a juzgar por los cinco primeros episodios, consistente dotado de diálogos verosímiles y acciones dramáticas claras y con lógica.

Estos últimos factores, una obviedad en cualquier trabajo dramatúrgico profesional, son necesarios señalarlos porque hace mucho que se extrañan en las pantallas no sólo de Las Estrellas sino de toda la televisión abierta mexicana. Como aquí los hemos consignado en su momento, es justo reconocer cuando las cosas están bien hechas.

El lector debe tener en claro que hablamos de una telenovela, no caigamos en la errática imprecisión de comparar esta producción bajo la misma regla de una serie prime como Game of Thrones de canal Premium como HBO, algo que los críticos de crítica superficial no atienden ni advierten los haters de la telenovela en las redes sociales. No eludimos que la telenovela mexicana ha sido vehemente partícipe de su propio descrédito.

No aplica dicha comparación porque ni los mercados, presupuestos, sistemas de producción, plataformas ni las características de audiencias son las mismas. En estos términos hay que celebrar que la telenovela de Moreno Laguillo no sólo es correcta (¡por fin!), resulta una luz en el camino para la diezmada producción de San Ángel.

Reaparecen la actuación y la dirección de actores en la telenovela mexicana

Dado que hoy impera el reino de lo cutre, hay que reconocer la atinada selección del reparto de Jesús Soria tanto como la corrección de tonos de la interpretación de actores porque es evidente que está operando la dirección escénica a cargo de Karina Duprez, Fernando Nesme y Lily Garza. Hay propuesta. Son tres nombres con probada trayectoria y solvencia en el ramo pero que en su reciente trayectoria fueron arrojados a las fauces de historias que ni siquiera merecen ser recordadas.

Habiendo historia estructurada con puntos de conflictos claros e información dosificada correctamente, los planos del edificio funcionan. Los pilares de intérpretes sin estridencias y en perfil dramático, emergen bajo la disciplina de una dirección coherente. Advertimos esmero en la creación del detalle en la tarea escénica y hasta lo cursi está controlado.

Florencia.jpgEso explica por qué estamos viendo a actores como Florencia de Saracho, Diego de Erice o Emmanuel Palomares luciendo como nunca se les había visto. Cuando una historia está bien contada no hay papel menor. Otra muestra es Alejandra Barros o una primera actriz como Nuria Bages que vuelve a brillar como hace mucho no podía hacerlo.

En trabajos como éste, Televisa debiera constatar que dispone de actores como Diego Olivera con un grado de competencia y talento proporcional a la calidad de la historia y puesta en escena. Verifíquese a Olivera en una producción de infausta memoria como En tierras salvajes y la comparación con Mañana… se impone por su propio peso.

El caso de Angélica Vale merece mención aparte. Después del éxito de audiencia que representó La fea más bella (2010), estuvo condenada a repetir la experiencia de Carlos Bonavides (El premio mayor, 1995). Un actor con talento, capacidad escénica, vis cómica y empatía con la audiencia que le llegó el protagónico de una historia atípica que además resultó exitosa (asunto aparte su calidad), pero que al no cumplir con los absurdos cánones de edad y belleza física de la telenovela tradicional, se le condenó subsecuentemente a papeles de reparto en historias por lo regular de mala calidad.

Los cuarenta de la protagonista

Vale no sólo ha sido la elección correcta para encabezar esta comedia romántica en tono realista (atención con esta clave), sino que está enviando dos mensajes positivos con su personaje:

El primero, físicamente encarna las características que demanda el universo dramático planteado y, por ende, Mónica Rojas resulta una representación cercana y verosímil respecto al promedio de mujeres de la vida diaria que conforman la audiencia principal a la que se dirige esta propuesta.

El segundo, que le demuestra a la ortodoxia de Televisa que no es el fin del mundo que su protagonista femenina no tenga veintitantos de edad, carezca de las medidas de una modelo de Vicky Form, que sea de tez morena clara y ojos cafés. Por el contrario, con ella cumple con una demanda reiterada en el consumo y la política de contenidos de la actualidad.

FSL-1330.jpg

Lo anterior anotado no quiere decir que moleste la belleza física ideal, más bien que los perfiles de los protagónicos como los argumentos, géneros y formatos de la oferta de la ficción de la televisión mexicana deben diversificarse y elevar el nivel. Es el punto clave.

Otro aspecto a destacar es que al rostro de Angélica se le aprecie natural sin que resulte el catálogo de operaciones quirúrgicas o artificios cosméticos a los que sus homólogas suelen acudir para cumplir con exigencias estéticas crueles, sobre todo para la mujer.

En este aspecto (por si no lo han prevenido en los pisos ejecutivos) empiezan a cumplir con las demandas femeninas de industrias vecinas donde (ahí sí) lo han proferido abiertamente, que tienen una base de sentimiento y autorización social. Recordemos el discurso de Francis McDormand en el escenario de los premios Oscar de este año.

La producción: cuando los engranes son los correctos

Uno de los mayores logros de esta telenovela está en su acabado visual. Si bien algunos interiores de foro se siguen notando como tal (y eso hay que mejorarlo) los diseños de escenografía y su calidad de construcción están por encima del promedio de la factura actual de Televisa.

Las irregularidades no distraen por una razón básica, la atención principal está donde debe: en la historia y los actores. Lo mismo podríamos decir de una edición que no emplea ocurrencias para tratar de remediar deficiencias de guión, ritmo o interpretación y tampoco incurre en cortes arbitrarios que afecten los finales de bloque.

La iluminación está propuesta en capas, como todas las ficciones con estándar internacional, a diferencia del anacronismo de, por ejemplo, el blanco plano y superficial que ilumina irremediablemente todos los interiores de Por amar sin Ley sea el buffet de abogados, el hospital, la casa rica, la casa pobre en cualquier hora del día.

También se ha exterminado el aspecto grisáceo imperante en la imagen de las últimas producciones actuales que se sobreexpone en el visionado en VOD (Video Bajo Demanda) en internet. La paleta de colores es destacada por lo atractiva, vibrante pero armoniosa y de acuerdo a la psicología de la historia.

Aleks-Syntek-e1407411242998.jpg

El tema principal Insomnio a cargo de Alex Syntek también es el indicado para esta telenovela y su entrada principal es de las mejores que hemos visto para un dramático de su tipo en mucho tiempo. Lo mismo podemos destacar de la selección de las canciones de la banda sonora. A diferencia de los lugares comunes y las baratijas de incidentales a la que recurren producciones contemporáneas.

Lo más importante es que sin mayores pretensiones que no cuajaron (fue el caso Mujeres de Negro), la propuesta nos ofrece momentos divertidos y conmovedores que logran dejar al espectador con una sonrisa, aborda temas actuales con naturalidad y sin violencia. Eso, en los momentos que vive el país y el mundo, termina rescatando la contribución social de la telenovela latinoamericana como hace mucho no veíamos.

Una golondrina no hace verano

Si sigue como va, en TV&SHOW pronosticamos mejores ratings. Con sus casi 23% de share ha superado a su antecesora. No nos sorprenda que pudiera elevar esos índices. Carlos Moreno debe cuidar que el virus que cunde con regocijo en foros aledaños no llegue al suyo a contagiarlos en demérito del buen arranque.

Quizá sea éste el mayor reto para llegar a buen puerto y que Y mañana será otro día… mejor contribuya a sembrar en tierra fértil. Cuando esto ocurra con originales, entonces es posible que mañana sean días mejores… para Televisa.

 Daniel Lares Muñoz (@dan_lares)

TV&SHOW / RONDERO’S MEDIOS

Otras notas que te pueden interesar:

El miedo no pasa por Antonio Carlos Santos, ahora en el Canal del Mundial

El primer debate acapara la telera

Universidades canadienses ofertan carreras de posgrado con el IPN