Se cumple medio siglo de la separación nunca oficial del cuarteto de Liverpool

LIVERPOOL.- De nuevo habían utilizado a Ringo. Era el procedimiento habitual. El baterista ejercería su repetido papel de correveidile perfecto, el mensajero de las malas noticias para Paul McCartney. Un tipo simpático y bondadoso que podía suavizar el mensaje. Los que lo enviaban eran, claro, John Lennon y George Harrison. Así que una vez más el bueno de Ringo Starr se presentó en casa de McCartney. “Hmmm, que hemos decidido John, George y yo que no puedes sacar tu disco en solitario en abril. Aquí tienes el escrito”.

McCartney vociferó, insultó, señaló a Ringo con el dedo erguido y lo empujó a la salida. Era marzo de 1970. Un mes después el grupo más grande de la historia del rock se había separado. Fue un final por demás chusco. No se celebró una rueda de prensa para anunciarlo. Solo hubo mensajes entre líneas, enfrentamientos y una manipulación periodística. Un episodio enmarañado que echó un cierre amargo a diez años que hicieron felices al mundo. Esto ocurrió hace justo medio siglo.

“Ellos oficialmente nunca se disolvieron. No hubo ningún comunicado. Por eso mucha gente durante los setenta esperaba que volviesen a grabar”, cuenta por teléfono desde su encierro en su casa londinense el escritor Philip Norman (Londres, 76 años), una de las personas que más sabe de los de Liverpool, con media docena de libros publicados: Shout!: The True Story of the Beatles, Days in the life: John Lennon Remembered o Paul McCartney: La biografía (Malpaso, 2017).

0410-1.jpg

El conflicto en aquel marzo de 1970 era el siguiente: Paul McCartney se proponía editar su primer disco en solitario, en abril, con el sello del cuarteto, Apple Records. El escollo: Let It Be estaba programado para salir a la calle en mayo, también con Apple Records. Alguien reparó, no sin razón, en que aquella competencia era absurda. La solución era que Paul pospusiera su álbum.

HAN DICHO:

“Había algo de mezquino en la relación entre Paul y John. Pero esa competitividad era parte de lo que les hizo ser tan brillantes juntos: retándose para conseguir logros artísticos mayores. El amor les mantuvo unidos, pero la presión les hizo comportarse de manera lamentable, sobre todo al final”. Peter Ames Carlin, autor de Paul McCartney. La biografía.

La relación entre los cuatro beatles era demasiado tóxica en aquellos tiempos. La elaboración de Abbey Road (último álbum grabado por la banda aunque Let It Be se publicó después, se registró con anterioridad) puso al límite la capacidad psicológica de los cuatro. Todos se desahogaron en las canciones.

Harrison aprovechó la guerra entre Lennon y McCartney para colocar en Abbey Road dos de sus mejores obras, Something y Here Comes the Sun; Ringo Starr coló Octopus Garden, una metáfora que revelaba lo que sentía con los Beatles (“me gustaría estar debajo del agua”) y Paul McCartney dedicaba You Never Gime Me Your Money (Nunca me das tu dinero) a su bestia negra, Allen Klein.

Medio siglo de la desintegración, de que cada beatle tomara su camino y sus propios riesgos.

32d3b0a7d43f084955531b525cbb7942-900x600.jpg

Con Información de ANSA

TV&SHOW / RONDERO’S MEDIOS

Aquí hay otras noticias que te pueden interesar:

Lady Gaga filmará “Gucci”, dirigida por Ridley Scott bajo el sello de MGM en 2021

Medio siglo de la histórica protesta de Lennon y Yoko Ono: “Bed in for peace”

“Seguiré mientras sostenga las baquetas”: Ringo Starr

Gloria Estefan, furiosa por no figurar en el show de medio tiempo del Super Bowl

NUEVA YORK.- GLORIA ESTEFAN, para muchos la reina de la música latina en Estados Unidos, puso el grito en el cielo al enterarse que para el show de medio tiempo de la próxima edición del Super Bowl, en Miami, actuarán Jennifer López y Shakira.

“Gloria está furiosa”, aseguró una fuente cercana a la cantante nacida en La Habana, Cuba, al sitio de espectáculos Radar On Line. “No solo no encabeza un espectáculo de temática latina en su ciudad, ¡ni siquiera está invitada a aparecer!”, agregó.

Gloria Estefan está considerada como la impulsora de la revolución de la música latina del sur de Florida en los años 80 junto a su esposo Emilio, de 66 años, con la banda musical Miami Sound Machine.

“Gloria cree que la están ignorando en el pueblo donde lo hizo posible!”, agregó la fuente anónima.

Sin embargo, señaló que Gloria está “feliz y emocionada” de que las cantantes que “guió” con su esposo hayan conseguido el show con mayor tele-audiencia de Estados Unidos.

Hace algunos días la Asociación de Futbol Americano (NFL, por sus siglas en inglés) anunció que J.Lo, de 50 años, y Shakira, de 42, encabezarán el show de medio tiempo de febrero próximo en Miami. Y la sorpresa para muchos fue que la cantante de la recordada banda Miami Sound Machine, de 62 años, no estaba incluida.

Gloria-and-Emilio-Estefan-Tony-Awards.jpg

“¡No hay nada más grande que esto. Estoy tan emocionada de subir al escenario del Super Bowl LVI con JLo”, escribió la cantante colombiana en su cuenta de Twitter.

Una fuente del entorno de J.Lo y Shakira dijo qué hay personas del ámbito musical que están furiosas con ellas por haber aceptado actuar en el Súper Bowl sin la participación de Gloria.

Será la primera vez que ambas realicen la función que dura unos 8 minutos. Otras famosas del pop ya han hecho lo suyo en el entretiempo de la final fueron Madonna en 2012, Katy Perry en 2015, Lady Gaga en 2017 y Beyoncé, quien apareció dos veces, en 2013 como solista, y en 2016 junto a Coldplay y Bruno Mars.

La final número 54 de la NFL se realizará el 2 de febrero de 2020 en el Hard Rock Stadium en Miami Garden, Florida.

super-bowl-shakira-jlo-1024x581.jpg

CON INFORMACIÓN DE ANSA

TV&SHOW/ Rondero’s Medios

Otras notas que te pueden interesar:

Sergio Lepri, director histórico de ANSA, celebra el centenario de su nacimiento

Roger Waters alza la voz en el Festival de Venecia: “Los cerdos rigen al mundo”

Post Malone estrena su video “Circles”

El castillo desata otra pugna Jolie vs. Pitt

NUEVA YORK.- Cuando parecía que habían llegado a una tregua tras su mediática ruptura en 2016, ANGELINA JOLIE y BRAD PITT suman una nueva batalla a su extenso divorcio: la pelea por el castillo que ambos todavía comparten en Francia, una de las debilidades del actor.

Fuentes citadas por RadarOnLine señalaron que la actriz puso sus ojos en su propiedad francesa, Chateau Miraval, y está tratando de incluirla dentro del acuerdo final de divorcio.

“Jolie ha regresado a Francia recientemente e hizo una peregrinación al castillo y su bodega, que aún comparte con Brad”, expresó una fuente citada por el medio.

“Tenían un acuerdo de caballeros de que lo compartirían, ya que es una empresa comercial lucrativa, pero cuando Angie regresó a la propiedad, se dio cuenta de lo mucho que la ama y de lo mucho que enloquecería a Brad si ella la quería también”, continuó.

De acuerdo a la fuente, el amor que tiene Pitt por el castillo no hará que la pelea de Jolie sea fácil por obtenerla.

“Brad ama ese lugar y está muy orgulloso de su estatus como enólogo, y sabe que Angie probablemente lo vendería o, peor aún, lo demolería”, aseguró la fuente, que pidió mantenerse anónima.

esp-bradpitt-angelinajolie-hijos5.jpg

El actor de 55 años “luchará hasta el final para asegurarse de que pueda mantener su Chateau”.

Brad se separó de Angelina, de 44 años, en 2016, tras un supuesto altercado en un avión privado que involucraba a su hijo adoptivo, Maddox. Desde entonces, ambos se han visto envueltos en una dura batalla de divorcio. En un momento dado, la familia quedó tan dividida que Pitt pasó más de 900 días sin ver públicamente a sus hijos Maddox y Pax.

Ambos tienen seis hijos: Maddox (de 17 años), Pax (de 15), Zahara (de 14), Shiloh (de 13) Knox (de 11) y Vivienne (de 11).

En las ultimas semanas la pareja de actores estaba viviendo una especie de tregua, que permitió que el ganador de un Premio Oscar (en Producción por 12 Years a Slave) pudiera recuperar el tiempo perdido con sus hijos.

Según una fuente cercana al protagonista del filme Fight Club, “Brad se está manteniendo sobrio desde hace bastante tiempo”.

1489528635-000par1982979.jpg

“El está esperando que todo este drama con Angelina y los niños se termine”, continuó.

En los últimos días se había anunciado que la actriz de Maléfica iba a permitirle a Brad pasar todo el verano con sus hijos mientras ella filma su nueva película, Those Who Wish Me Dead, un thriller del director Taylor Sheridan, en México.

Jolie fue quien se acercó a Pitt para proponerle que se hiciera cargo de sus seis hijos durante gran parte del verano. Según medios locales, “el actor está muy entusiasmado con esta noticia, porque será la primera vez que pueda pasar tanto tiempo con ellos desde la separación”.

casa-brad-pitt-angelina-jolie-default.jpg

CON INFORMACIÓN DE ANSA

TV&SHOW/ Rondero’s Medios

Aquí hay otras noticias que te pueden interesar:

“EL SECRETO DE SELENA”, POR TNT

“SODA STEREO: LA BIOGRAFÍA TOTAL”

Rod Stewart lanzará nuevo disco por sus 50 años de carrera

CON LETRA GRANDE: “RABIA SOMOS TODAS”, PARA CAMBIAR EL MUNDO

Con las mejores herramientas del periodismo de investigación, RABIA SOMOS TODAS (Editorial Océano, 424 páginas), es el  libro más reciente de la escritora y activista SORAYA CHEMALY acerca del poder del enojo femenino para cambiar el mundo, con el testimonio personal y el manifiesto feminista, que da voz a las causas, expresiones y posibilidades de la ira femenina.

SORAYA CHEMALY aproxima a los lectores al tema de la ira femenina de manera directa y provocadora y explica que tanto hombres como mujeres tenemos distintas respuestas psicológicas a la provocación que estimula la ira y que sentirla involucra, además del carácter, una serie de factores fisiológicos, genéticos y cognitivos que están mediados por el exterior, por las expectativas culturales y por las prohibiciones sociales del entorno.

Por lo tanto, las relaciones, la cultura, el estatus, la discriminación, la pobreza y el acceso al poder, determinan la forma en que pensamos, experimentamos y nos valemos de la ira. Es por ello que en algunas culturas el enojo es una manera de ventilar la frustración, mientras que en otras es un vehículo para ejercer autoridad. En el mundo occidental sabemos que la rabia de las mujeres se ha asociado a lo largo de la historia con “locura”.

TEMÁTICA:

Desde casa ya que, desde pequeños, niños y niñas aprenden muy pronto que, entre chicos y hombres, la furia refuerza las expectativas tradicionales de género: asertividad, fuerza, liderazgo, mientras que las niñas y mujeres se inculca el rechazo cultural a esa emoción. Desde pequeñas aprendemos a asimilar la rabia como algo antifemenino, poco atractivo y egoísta.

Nos enseñan que nuestro enojo nos convertirá en personas irritantes y desagradables, que nos pondrá feas y alejará de nosotras a los seres que más queremos. No nos enseñan a manejar nuestra ira, pero sí aprendemos a esconderla, ignorarla, transformarla e incluso a temerle. Por otro lado, la ira y la masculinidad se refuerzan entre sí. Sin embargo, como argumenta Soraya Chemaly el futuro de la equidad de género, la salud mental y emocional de todos, y un verdadero cambio cultural sobre las expectativas, los valores y la justicia pasa por la reivindicación de la ira femenina como una emoción positiva que hay que aprender a canalizar, expresar y convertir en una herramienta transformadora.

UNA FRASE:

No hay una sola mujer que no sepa que la ira femenina es motivo de escarnio público. Rabia somos todas pretende concientizar sobre la urgencia de hacer un cambio en cuanto a la comprensión pública de la ira en una sociedad en la cual la violencia machista contra las mujeres es una realidad casi omnipresente.

HAN DICHO:

“Un relato pormenorizado del abuso y la discriminación hacia las mujeres… Implacable y revelador”: Casey Cep, The New Yorker

“La ira femenina es el último tabú. Éste es un examen provocador de la emoción prohibida”: Katha Pollitt, autora de Learning To Drive

“Un libro ideal para las mujeres de hoy, que tienen tantas razones para estar enojadas”:
Gloria Steinem, activista y escritora

“Un grito de batalla por nuestro derecho a la rabia”: Laura Bates, autora de Sexismo cotidiano

Una celebración de las posibilidades electrizantes de la ira”: Elaine Blair, The New York Times

“El libro que recomendaré la próxima vez que alguien me pregunte por qué soy feminista”: Rebecca Hussey, BookRiot

mail.jpg

DE LA AUTORA:

Soraya Chemaly es una escritora y activista premiada cuyo trabajo se centra en el papel que desempeña el género en la cultura, la política, la religión y los medios. Es directora del Women’s Media Center Speech Project y defensora de la libertad de expresión y la participación cívica y política de las mujeres. Es conferencista y colaboradora de TimeThe VergeThe GuardianThe NationQuartzSalon,Huffington Post y The Atlantic.

EN REDES: @schemaly , sorayachemaly.com

CON LETRA GRANDE

TV&SHOW/ Rondero’s Medios

Aquí hay otras noticias que te pueden interesar:

Gwyneth Paltrow modela a los 46 años su propia marca de bikinis “Goop”

Teatro en tv por Canal 22: Felipe Ángeles

Top Models que cumplen 50 años en 2020: Naomi Campbell y Claudia Schiffer

Cunde el enojo por acortar la ceremonia del Óscar

NUEVA YORK.- Teniendo en cuenta que la ceremonia de los Premios Oscar suele tornarse a veces algo aburrida y extensa, la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas decidió este año acortar la transmisión en televisión, por lo que cuatro categorías serán presentadas durante los recesos comerciales.

La academia cinematográfica dio a conocer las categorías que no podrán ser vistas por millones de telespectadores. Se trata de los premios a “Mejor Cinematografía”, “Edición Cinematográfica”, “Maquillaje y Peluquería” y “Cortometrajes”, precisó un vocero de la academia.

Los discursos con los ganadores se emitirán más adelante, aunque podrán verse en vivo y en directo a través de la página oficial oscar.com y en las cuentas de la academia en las redes sociales.

foto_0000000120180808081306.jpgEl presidente de la Academia de Cine, John Bailey, dio a conocer la novedad a los miembros de los comités ejecutivos a través de un comunicado, así como la decisión de las cuatro categorías seleccionadas. “Estamos comprometidos a presentar un espectáculo del que todos estemos orgullosos”, dijo Bailey, quien adelantó que en los próximas años se podría pasar de cuatro a seis las categorías que serán eliminadas de la transmisión.

La 91 edición de entrega de los Premios Oscar, considerada la máxima fiesta del cine mundial, será el próximo 24 de febrero desde el Dolby Theatre de Los Angeles, California.

El proyecto de entregar ciertos premios durante el receso comercial se enmarca en la decisión de acortar el tiempo de transmisión, y en la necesidad de levantar la caída de los promedios de audiencia de los últimos años.

La decisión de acortar la transmisión, sin embargo, fue rechazada por los más fanáticos del Séptimo Arte. Bajo el hashtag #PresentAll24, miles de usuarios y algunos miembros de la comunidad de Hollywood manifestaron su enojo por la decisión.

download.jpg

“Esta decisión no tiene nada que ver con el cine. Es una decisión de transmisión, se trata del espectáculo, del entretenimiento”, subrayó el mexicano Alfonso Cuarón, director de “Roma”, la película que más nominaciones recibió para los próximos Oscar.
“Pero no debería ser parte de la discusión de qué son los Premios de la Academia”, agregó. “Los premios de la Academia deben ser sobre la celebración de los artistas en las diferentes categorías”.

También el director de “Vice”, Adam McKay, manifestó que estaba “molesto” por la idea. Al referirse a la decisión de quitar la categoría de “Maquillaje y Peluquería” de la transmisión, consideró un “golpe especial para las personas que trabajaron tan duro para transformar a Christian Bale en Dick Cheney” para su película. “Ese equipo trabajó muy duro”, dijo McKay.

El editor de “Bohemian Rhapsody”, John Ottman, expresó que el cambio era insultante.

INFORMACIÓN ANSA

TV&SHOW / Rondero’s Medios

Otras notas que te pueden interesar:

“No te va a gustar” con Julieta Venegas

 Trailer de la segunda parte de “Frozen”

Woody Allen, del sax a la ópera

EL BAILE DE LAS LUCIÉRNAGAS

Dos amigas, un juramento, toda una vida por delante. De la autora de El Ruiseñor, la emotiva novela EL BAILE DE LAS LUCIÉRNAGAS (Suma de Letras, KRISTIN HANNAH),  ideal para que tu mejor amiga la lea.

LA TRAMA:

En el caluroso verano de 1974, Kate Mularkey ha decido aceptar su papel de cero a la izquierda en la vida social de su instituto. Hasta que, para su sorpresa, «la chica más cool del mundo» se muda al otro lado de su calle y quiere ser su amiga. Tully Hart parece tenerlo todo: belleza, inteligencia y ambición. No pueden ser más distintas. Kate, destinada a pasar inadvertida, con una familia cariñosa pero que la avergüenza a cada momento, y Tully, envuelta en glamour y misterio aunque poseedora de un secreto que la está destrozando. Contra todo pronóstico, se hacen inseparables y sellan un pacto para ser mejores amigas para siempre.

Durante 30 años se ayudarán mutuamente para mantenerse a flote esquivando las tormentas que amenazan su relación: celos, enfados, dolor, resentimiento… Y creerán que han sobrevivido a todo hasta que una traición las separe… y someta su valor y su amistad a la prueba más dura.

FRAGMENTO:

“A partir del momento en que Tully aceptó el nuevo empleo, Kate se vio siguiendo la vida de su amiga desde la distancia. Transcurrían los meses y llevaban existencias separadas, solo con la geografía como único denominador común. Para cuando terminó el verano de aquel año, su diminuto departamento, en otro tiempo contenedor de sus vidas, se había convertido en algo parecido a una estación de paso. Tully pasaba doce horas al día, siete días a la semana, trabajando. Cuando no estaba en el trabajo se dedicaba a investigar posibles noticias o reportajes, decidida a hacer algo, lo que fuera, que la colocara delante de una cámara.

Sin Tully, la vida de Kate perdió su forma como un jersey lavado demasiadas veces que por mucho que se recoloque o doble no tiene arreglo. Su madre no hacía más que instarla a que saliera de su abatimiento y quedara con chicos, a que se divirtiera, pero ¿cómo iba a quedar con chicos si los que se interesaban por ella no le despertaban ningún interés?

Tully en cambio no padecía esta dolencia. Aunque seguía llorando por Chad cuando se tomaban una copa las dos solas en casa, no tenía problemas para conocer chicos y llevárselos al departamento. Kate aún no había visto al mismo hombre salir dos veces del dormitorio de su amiga. Según esta, ese era el plan. No tenía intención alguna —o eso decía— de enamorarse. Ahora que Chad no estaba, Tully se había convencido de que lo amaba desesperadamente, tanto que ningún otro hombre podía competir con él. Pero no lo bastante, como siempre señalaba Kate, como para llamarlo o irse a vivir a Tennessee.

A decir verdad, Kate empezaba a cansarse de las ebrias conversaciones de su amiga sobre lo épico de su amor por Chad.

Kate sabía lo que era el amor, cómo podía volverte del revés y secarte el corazón. Un amor no correspondido era algo desolador y terrible. Vivía cada día como un planeta insignificante en la órbita de Johnny, mirándolo, deseándolo, sufriendo por él en solitario silencio.

Después de la larga noche en la sala de espera del hospital, Kate había llegado a pensar que tenía motivos de esperanza. Había tenido la sensación de que entre los dos se había abierto una puerta; habían hablado con naturalidad de cosas importantes. Pero los avances conseguidos bajo la luz fluorescente de aquella sala de espera se habían desvanecido con el amanecer. Kate nunca olvidaría la expresión en la cara de Johnny cuando supo que Tully se pondría bien. Era algo más que alivio.

Entonces fue cuando se separó de ella.

Y ahora había llegado el momento de que ella hiciera lo mismo. De dejar sus fantasías de niña pequeña en el arenero junto con otros juguetes olvidados y seguir con su vida. Johnny no la quería. Las ilusiones que se hacía en sentido contrario no eran más que eso: ilusiones.

Aquello no podía continuar. Era la decisión que había tomado aquel día en el trabajo mientras esperaba en la puerta del despacho de Johnny a que este reparara en su presencia.

En cuanto terminó su jornada fue al quiosco de prensa del Public Market y compró todos los periódicos locales. Mientras Tully estaba de fiesta con el chico de turno o trabajando hasta tarde, Kate tenía intención de cambiar el rumbo de su vida.”

HAN DICHO:

«Una fantástica historia de amistad sobre dos mejores amigas que sobreviven a todo tipo de aventuras y adversidades.» The Seattle Times

«Un mensaje optimista sobre el poder de la amistad y de la familia.»
Publishers Weekly

«El emocionante y realista retrato de una amistad compleja y duradera.»Booklist

«Un libro jugoso repleto de las cosas de las que están llenas las vidas de las mujeres: madres, hijas, triunfos, decepciones, cigarrillos a escondidas y bailes con tus canciones preferidas.» The Sunday Oregonian

                                             DE LA AUTORA:

94ac0e4c-abea-4f47-aa17-97996162390b.jpg

 

KRISTIN HANNAH nació en 1960 en el sur de California. Aunque estudió Derecho, con la publicación de su primer libro, en 1990, se convirtió en escritora profesional. Desde entonces ha ganado numerosos premios y ha publicado 22 novelas de gran éxito, entre ellas el best seller internacional El Ruiseñor.

CON LETRA GRANDE

TV&SHOW / Rondero’s Medios